Distintas dinámicas de transmisión del judaísmo conservador o masortí en las y los jóvenes emprendedores morales de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires

Published: 
2019

Fuente: Vanesa Cynthia Lerner (2019). Distintas dinámicas de transmisión del judaísmo conservador o masortí en las y los jóvenes emprendedores morales de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. XIII Jornadas de Sociología. Facultad de Ciencias Sociales, Universidad de Buenos Aires, Buenos Aires. (Reseñado por el equipo del Portal).

El trabajo que realizan jóvenes integrantes del movimiento judío conservador o masortí (una de las tres corrientes religiosas en el judaísmo), en su rol de madrijim (del hebreo, instructores o líderes), en el ámbito de la educación no formal en la ciudad de Buenos Aires, se exploró en esta aportación a la luz del concepto acuñado por Horward Becker (2014) de «emprendedor moral».

Bajo este enfoque, los emprendedores morales, como todo profesional, actúan en función de dos intereses básicos: «justificar la existencia de su cargo» y «ganarse el respeto» de las personas con las que interactúa.

Dado que la migración judía a la Argentina comenzó a mediados del siglo XIX, durante el proceso previo a la creación del Estado de Israel, en 1948, los protagonistas de este artículo son descendientes de los inmigrantes.

Investigación
Se llevó a cabo un estudio cualitativo de enfoque interpretativo.
La información se recogió mediante entrevistas semiestructuradas que se realizaron a 32 jóvenes (21 mujeres y 11 varones) y 10 adultos, y observaciones en ámbitos comunitarios.

Resultados y conclusiones

Una de las principales características que se identificó fue el hecho de que la transmisión del judaísmo conservador se cristaliza en diferentes direcciones: de las generaciones mayores a las más jóvenes, y a la vez, de los jóvenes hacia los niños (sus educandos) y también hacia los adultos (padres y abuelos).

El rol de estos madrijim es fundamental en el proceso de socialización ya que la juventud ejerce un papel clave en la continuidad de la comunidad. Su quehacer está enfocado en la transmisión de conocimientos y los valores del movimiento masortí en el marco de la organización Noam Argentina –que reúne a los departamentos juveniles de las diferentes comunidades asociadas con este movimiento. Las actividades están programadas en un sistema de educación no formal estructurado en grupos según las edades, a partir del jardín de infantes.

Según las percepciones de los madrijim, su actuar está centrado en mostrar a los educandos «el camino del bien». Se trata de una función «vital, altruista», que les brinda satisfacción y placer, tanto por su función de educadores como por su relación con sus pares. Bajo la mirada de los jóvenes, su misión es la transmisión de saberes judaicos (valores, costumbres, leyes, etc.) mediante una variedad de recursos, incluidos los lúdicos. Ellos se involucran a nivel personal en proyectos relacionados con la realidad social y se esmeran por comprometer a otros en estos emprendimientos. Se ven a sí mismos como «la continuidad, el motor, el futuro» del judaísmo.

En su rol de emprendedores morales, los jóvenes líderes perciben que «dejan una huella» en sus respectivas comunidades.

En general, se planteó, los jóvenes abandonan su trabajo voluntario en el movimiento al asumir una mayor responsabilidad en sus estudios o a nivel laboral, y regresan a la comunidad como padres de janijim (del hebreo, educandos). Se señaló que si bien este itinerario se mantiene en la actualidad, difiere del de las generaciones anteriores a raíz de que la constitución de familias se postergó aproximadamente una década.
 

Updated: Jul. 22, 2020
Print
Comment

Share:

Facebook comments:

Add comment: